El mejor whisky del 2018… según los WWA

Los Word Whiskies Awards son uno de los premios, si no el que más, prestigiosos en lo que a whiskies se refiere. El otro tal vez sea la Whisky Bible de Jim Murray pero esta biblia anual entraría dentro del capítulo más popular y, a la vez, más controvertido. Pues bien, se fallaron el pasado 22 de marzo los premios de este 2018 en el Waldorf Hilton Hotel de Londres con la expectación con la que se siguen últimamente esta clase de premios. ¿Qué le pasa al whisky escocés? ¿Maltas japoneses o Bourbons?

mejor whisky 2018Lo cierto es que mientras las grandes destilerías escocesas disminuyen la calidad de sus productos según aumenta la demanda otras más pequeñas del país o de otros países compiten con calidad y excelentes expresiones.

Pero en El Whisky del Mes, como sabéis, nos preocupa que estos whiskies premiados sean accesibles desde nuestro país porque  ¿De qué sirve una lista de mejores whiskies del año si sólo se pueden ver en fotografía? Es por ello que, antes de ir con el 2018, vamos a volver al año pasado, los premiados de 2017, y llamaros la atención sobre un par de ellos:

Mejor whisky single malt irlandés del año 2017, Teeling whisky. Como indicamos en su correspondiente artículo “habrá que probarlo” y así hemos hecho, entregando, por ahora la cata de Teeling Small Batch pero, próximamente realizaremos la del propio whisky premiado.

El segundo es el que Ralfy no indicó como su whisky del año, Glencadam 15 year old. Pues bien, la tienda online La LLar del Vi se ha encargado de traerlo, os facilitamos el enlace desde aquí. También, de hecho, disponen del Teeling single malt. Whiskies premiados y accesibles desde España. Felicidades.

De vuelta al presente, la lista de este 2018 es como sigue:

World’s Best Single Malt: Hakushu 25 Years Old

World’s Best Single Cask Single Malt: Sullivan’s Cove American Oak Single Cask HH0351

World’s Best Blended: Johnnie Walker Gold

World’s Best Blended Limited Edition: Ichiro’s Malt and Grain Limited Edition

World’s Best Blended Malt: Nikka Taketsuru 17 Year Old

World’s Best Grain: Bain’s Cape Mountain Whisky

World’s Best Bourbon: 1792 Full Proof

World’s Best Rye: Distillery 291 Colorado Rye

World’s Best Wheat: Bainbridge Battle Point

World’s Best Corn: Balcones True Blue 100 Proof

(World’s) Best Canadian Blended: JP Wiser’s Dissertation

World’s Best Pot Still: Ransom The Emerald 1865 Straight American Whiskey

Premio al mejor a un whisky japonés, el Hakushu 25 year old cuyo coste será siempre superior a los 2500 euros. Su versión de 18 años también es excelente, se puede leer su review aquí, aunque también el coste se ha disparado, puede servir incluso de inversión visto el aumento de precio del whisky japonés los últimos años.

Sullivan´s Cove es un whisky de Tasmania que también tenemos analizado, leer aquí, extraordinario, pero que se ha vuelto muy complicado ya encontrar en tiendas españolas. Por último, mencionar, como aquel que nos produce máxima curiosidad el mejor whiskey de maiz, best corn, y su destilería Balcones. No concemos ninguna tienda online que disponga de él pero está mencionada destilería está haciendo mucho ruido en el mundillo y todas las críticas son muy positivas.

Y la alarmante ausencia de whiskies escoceses es ya preocupante. Crecimiento, mercado, expansión,… suena genial pero, a veces, es mejor dejarlas de laso y buscar justo calidad. Que no sea demasiado tarde cuando se den cuenta.

 

El whisky del mes

4 Comments

  1. A mí me parece que en esto de los premios nunca hay nada inocente, estaría bien saber qué es lo que hay detrás -realmente- de algunas valoraciones, opiniones y votos, en un tema tan marcadamente comercial, con consecuencias mercantiles multimillonarias. No digo que todos los ponentes, catadores y certámenes estén apañados, pero que hay un sesgo comercial en todo ello es más que evidente. No digo que la gente sea deshonesta, pero sí que en general se barre siempre para la casa de alguien…que suele pagar bien. Será que los años me hacen ser un escéptico.
    Y luego está el valor verdadero de lo que suponen esos premios en relación a la calidad real del producto, que es otro tema.
    A mí estos concursos, premios, etc, me parece que son al mundo del whisky lo mismo que Operación Triunfo a la MÚSICA.
    Sin embargo está bien que alguien nos ofrezca estas pinceladas de lo que se mueve en el aspecto “comercial” del whisky, quizás para que busquemos la calidad en el sentido contrario. Lamento el tono pesimista, de verdad.

    • De acuerdo, Enrique, los premios hay que leerlos e interesarse pero con matices, es por eso que me incluir los whiskies del año pero de gente como Ralfy o Horst Lüenig ya que son más imparciales y explicativos. Además, ¿de qué me sirve que me digan que el Hakushu25 es el mejor si ni lo voy a ver? Dime cuál es el mejor que me pueda permitir, que pueda comprar en España…

  2. El single Malt escocés sigue siendo hoy mi favorito. Claro, q es fácil que lo sea porque a penas he probado de los demás.

    Hace muchos años, en Escocia, la zona de Capbletown era la más prolífica en destilerías y producción de whisky. Las malas prácticas arrasaron su reputación y hoy en día es un área de producción marginal con apenas 2 destilerías q tratan de revivir glorias pasadas (Springbank, Longrow y Hazelburn, q son la misma, y Glen Scotia).

    No quiero decir ni mucho menos q este vaya ser el futuro del scotch en el mundo, en absoluto! Pero sí q parece, al menos entre los críticos profesionales, q van perdiendo comba con casi todas aquellas zonas y marcas q se están batiendo el cobre en lugares tan dispares como Australia, Japón, EEUU o Indonesia.

    • Con lo rápido que van las cosas hoy en el mundo va a ser difícil pensar en estabilidades de ningún tipo en casi nada, tampoco se salva el mundo del whisky tan marcado por los intereses comerciales. Pero parece difícil que productos ajenos a la tierra escocesa pueden imponerse sobre los caldos caledonios. Que se pongan de moda los de otras latitudes no lo duda nadie; que incluso sean muy buenos, tampoco; pero andan lejos de eclipsar al scotch, por más predicciones alla nostradamus que haga Mr. Murray. En todo esto hay intereses que van mucho más allá que el hacer un producto de calidad, y esos intereses cambian cada poco. Seguramente veremos pasar de moda a unas destilerías y a otras a ambos lados del atlántico y pacífico, porque son eso, modas, es decir, estadísticamente lo que más se da en un momento concreto. Y las modas ya sabemos, también, cómo se crean y quién las dicta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *